*MI VIDA CON ELLAS*

*MI VIDA CON ELLAS*

Y recuerdo cómo de niña me impresionó aquella historia…esas zapatillas rojas que no podían parar de bailar…aquellos pies danzando y callejeando sin descanso como llevados por una fuerza inexplicable…y es que, las letras fueron ya desde ésa mi temprana edad, como esas zapatillas que me llevaban y arrastraban a un lugar sin retorno, a un mundo paralelo, del que de alguna manera, sabía, que ya no podría escapar…

Ellas fueron mi único equipaje para un viaje que comenzó de cuentos y sueños rotos. Fueron el lecho donde cobijar mi cuerpo y mi alma…el bálsamo para aliviar la afrenta de la otra cara que la vida me mostró. Me abracé a ellas con tanta fuerza, que todas mis heridas comenzaron a cicatrizar. Me llevaban de puntillas entre los confines de miles de mundos que imaginaba mi laberíntica mente, esos sueños que de nuevo renacían y florecían cual hiedra enredada en ese ser que yacía y me alimentaba, aquel que sentía en lo más profundo, aquel que me hablaba…a través de esas letras que brotaban de mis dedos dibujando sentires sobre cualquier papel que tuviera a mano. Nos sentimos atraídas, vinculadas, destinadas a viajar juntas en este camino de la vida, y por todos esos mundos en los que despegar los pies del suelo, y volar, volar…con esas alas magulladas, pero valientes y con ansias de sentir por encima de todo, y nada…

Y así es la vida y sus maravillosos tesoros…ésos que no se ven con los ojos del rostro, sino, que se sienten…como esas letras danzarinas, que nos deleitan, nos incitan, nos inspiran…palabras que sienten y palpitan, acarician…

Y con ellas alzamos nuestro grito contenido ante injusticias y barbaries. Con ellas somos cual aves que sobrevuelan ciudades en aras de un nuevo y merecido mundo. Con ellas somos corazón que ama y desea. Somos enseñanza, y aprendemos. Somos sueños, locura, ciencia…sencilla y difícilmente, con ellas somos humanos que se comunican, o lo intentan…que sueñan, aunque despierten…porque, al fin y al cabo, la vida es tan sólo ese viaje en el que decidir que llevar en nuestro equipaje, y las letras, las letras…qué haría yo sin las letras…

*Ginebra Blonde*

LA BELLE DANSE DE LA VIE...ET LETTRES...

LA BELLE DANSE DE LA VIE...ET LETTRES...

¿BAILAS?...

"Silencia el reproductor situado al inicio del muro del blog" 😉

lunes, 20 de febrero de 2017

*Pitt Tristán*


Secuencias y devenires de la vida…*Pitt Tristán* Voz que relata y dibuja sentires…



Evocación


Esta mañana me he levantado contenta. Otros días me levanto cachonda y otros de una mala leche como si ya hubiera pasado todo el día rodeada de gente. Nada más echar el pie al suelo me he fumado un cigarrillo. Sin complejos. Sin traumas. Que les den a los carteles de la OMS y al cambio climático, que me mate el tabaco por elección en vez de la naturaleza -esa borde, que va a su rollo- por obligación. O el destino. Me levanto pletórica, con las tetas en su sitio, me miro al espejo ¡qué guapa eres! Los pelos como en esas recreaciones que sales tú y el mamut, pero ¡cuánto vales, nena! y es que la autoestima eso es lo que tiene. Llevo una semana de las buenas. El martes visité la feria, una atracción de autómatas, como aquellos que encandilaban a Flaubert, “El carromato de No Sé Qué” y ligué con el feriante, le pregunté-animé: ¿vamos a emborracharnos juntos? Eso lo entienden todos los tíos, piensan: bueno nos tomamos unas copas y luego, si hay suerte, lo que caiga pero las copas ya nos las hemos tomado. Total que resultó un tío muy majo, eso sí un poco raro, porque estuvimos hablando de rollos culturales, algo de ciencia, sobre la física de las atracciones de feria y sobre los autómatas a lo largo de la historia que, por cierto, se quedó allá por principios del XIX en donde, merced a la ingesta alcohólica, cayó rendido a mis pies. Lo malo es que fue literal. El que mi padre tuviera viñas e hiciera vino en casa, y que este vino fuera malísimo, hacía que nos lo bebiéramos casi todo nosotros y, desde bien pequeños, recién destetados, ya nos daban pan mojado en vino y rociado con azúcar, así que a resultas de esta inmunización alcohólica he conocido pocos tíos que aguanten más que yo; hubo uno pero murió de cerrosis, sí de cerrosis, le cayó un rayo estando en un cerro, quiero decir. Nos fuimos a casa pero el tío seguía medio grogui y si algo da una idea de la torpeza extrema es un tío borracho. Pase por que se le olvide tu nombre, pase por que te llame con el nombre de otra, pero ¡so gilipollas! ¡que el clítoris lo tengo donde todas! Esa noche nada, bueno peor que nada, porque ya te has hecho ilusiones, pero al día siguiente vinieron las disculpas, unas flores (ya he dicho que era un poco raro), como un cordero, como un cordero al matadero. Y yo una loba. Estuvo majo, cariñoso, dulce y sin prisas. Me hizo, entre otras virguerías, unas botas de saliva a mi medida, desde el pie a la ingle y un poco más. Todo aquello tuvo para mí el sabor de un guiño. No creo que dure, porque llevaba una marca en el dedo como si fuera un pajarraco de esos en peligro de extinción al que acaban de desanillar. Es lo que tiene agosto. Casi mejor. Mejor. Que luego pasa lo que pasa y una no está para esos trotes romanticones. He pasado una semana cojonuda pero estoy mejor con la mileurista como yo con la que comparto piso, aunque es un poco guarra, a veces me dan ganas de mandarla a tomar por culo pero se me pasan cuando me acuerdo que el piso y los muebles son suyos. Maldita memoria. No me gusta la memoria. Si pudiera me la arrancaba de cuajo porque, muchas veces, demasiadas veces recuerdo que mi vida no siempre fue así. Hace algunos años conocí a un chico, tuvimos un amor acendrado e insomne y fuimos muy jóvenes y muy felices. Tuvimos un hijo. Siempre íbamos los tres de la mano. A todos los sitios. Tenía cinco añitos cuando murió ahogado. En un pantano. Un fin de semana. Ya no he tenido más fines de semana, y odio los pantanos. Recuerdo que me dejaron poner una estela junto a la orilla: “Entre lamentos, mi madre colocó esta lápida en mi recuerdo”. Aquella tragedia en vez de unirnos y hacernos más fuertes nos fue apagando y todo acabó. Pero hoy aún palpita en mí el rescoldo de un amor abrasado por la sed de la muerte. Me enciendo otro cigarrillo. Sin complejos. Sin traumas. Que les den... Pero ahora, ahora, ya no estoy contenta.

(Autor del relato: *Pitt Tristán*)

Mi Agradecimiento:


19 comentarios:

  1. Un placer es leer Pitt, mil gracias, por compartir tanto arte en este mundo de letras, mi preciosa Ginebra.

    Besos para ambos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. María, muchas gracias y un beso.

      Eliminar
    2. Gracias a ti por tu siempre bella y exquisita mirada, mi preciosa María!! :-)

      Bsoss con cariño!!! ♥

      Eliminar
  2. Hola Gi, como siempre gracias por conujgar tan lindamente el verbo compartir..
    Pasa buena tarde, besazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias siempre a vosotr@s por vuestra maravillosa complicidad, mi querido Don Vito…

      Bsoss enormes! :-)

      Eliminar
  3. Jajajajajaja, es la segunda cosa que me publicas, seré la envidia de tus seguidores.
    Muuuuchas gracias.
    Mil besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En este apartado no te tenía todavía!! :-P

      Gracias a ti, por permitírmelo, y por estar, siempre!!

      Muacksssss!!!

      Eliminar
  4. Gracias por acercármelo!! un placer leerlo.

    Mil besos para ti.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracia a ti por estar, mi querida Carmela!

      Bsoss con cariño, y feliz tarde!♥

      Eliminar
  5. Pitt Tristán me encanta, tiene un gracejo que enamora... es un tipo muy ocurrente, muy intuitivo y muy artista...y no tengo nada más que decir...
    Y que lo hayas traído aquí me congratula.

    Besos mil a los dos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente de acuerdo contigo, Marián ;-)

      Para mí es un placer vuestra complicidad en este espacio…

      Gracias siempre, mi querida amiga…

      Bsoss con cariño, y feliz tarde ♥

      Eliminar
  6. Me ha gustado mucho el texto de Pitt Tristán. Tanto la trama como el desarrollo. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un artistazo! ;-)

      Gracias por tu sentir y tus palabras, querida amiga…

      Bsoss y feliz tarde! ♥

      Eliminar
  7. Que bonito texto, con sus pinceladas de humor y con un sensible final. Gracias por compartir otro de tus grandes amigos en letras.
    Bso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es, este texto te atrapa de principio a fin ;-)

      Gracias mil por tu mirada y tus palabras, mi querida Yessy…

      Bsoss con cariño, y feliz tarde! ♥

      Eliminar
  8. Gracias querida Ginebra por traer sus palabras a tu espacio.
    Os felicito a los dos.

    Mil besitos Para cada uno.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sois vosotros quien alimentáis este espacio, por ello, gracias de corazón…por tan bonita complicidad en este camino de letras… :-)

      Bsoss y cariños gigantes, mi preciosa Ana!! ♥

      Eliminar
  9. Me ha gustado mucho; gracias por traerlo y compartirlo.

    Ginebra, mil besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Agradecida por tu exquisita mirada, Milena…

      Bsoss con cariño, y muy feliz tarde ♥

      Eliminar